• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
Benedicto XVI se convirtió en el primer papa en siglos en renunciar cuando lo hizo en 2013. Su mandato se vio ensombrecido por un escándalo mundial de abuso sexual en la iglesia Católica.

Benedicto XVI se convirtió en el primer papa en siglos en renunciar cuando lo hizo en 2013. Su mandato se vio ensombrecido por un escándalo mundial de abuso sexual en la iglesia Católica. | Foto: EFE

Publicado 24 enero 2022 (Hace 11 horas 46 minutos)



Blogs


El papa Benedicto XVI admite haber estado en una reunión sobre un cura señalado por abuso sexual a menores, lo cual había negado hasta ahora.

El papa emérito Benedicto XVI admitió este lunes que estuvo en una reunión en 1980 en la cual se habló de un sacerdote señalado por abuso sexual contra menores, atribuyendo su anterior negación de haber estado allí a un error en la edición de su declaración, ello con vistas a un informe presentado la semana pasada sobre casos de pederastia en la iglesia Católica alemana.

LEA TAMBIÉN: 

Informe revela pederastia de sacerdotes católicos en Alemania

Medios de prensa señalan que, contrario a lo que dijo previamente, según estas nuevas informaciones, el papa Benedicto, para entonces cardenal Joseph Ratzinger, sí asistió a una reunión en la cual se habló de un sacerdote que había cometido varias veces abuso sexual contra menores.

Según una información del secretario privado de Ratzinger, Georg Gänswein, el sacerdote mencionado fue trasladado más tarde a Baviera.

Este fraile es uno de los casos centrales del informe sobre abusos sexuales contra menores que el bufete de abogados Westphal Spilker Wastl (WSW) presentó en nombre de la Arquidiócesis de Múnich y Freising. 

En el informe se acusó a Benedicto XVI de mala conducta en un total de cuatro casos. Al rectificar la declaración, Ratzinger, de 94 años, enfatizó que esto no sucedió por mala fe, sino como resultado de un descuido en la edición de su testimonio, según indica Gänswein en su comunicado.

Gänswein también quiso dejar en claro que en aquella reunión de enero de 1980 no se decidió acerca de una misión pastoral del sacerdote mencionado, sino que se accedió a la solicitud de darle alojamiento a este en Múnich durante el tratamiento psicológico al que se sometió. 

Según el informe sobre abusos contra menores de la Arquidiócesis de Múnich y Freising, al menos 497 niños y niñas fueron abusados sexualmente entre 1945 y 2019 por parte de sacerdotes, diáconos y otros empleados eclesiásticos. 

De acuerdo a las indagaciones reveladas en este informe, hay al menos 235 presuntos perpetradores de dichos abusos sexuales, entre ellos, 173 sacerdotes y nueve diáconos. Sin embargo, esa solo sería la cifra visible, y se supone que hay un número mucho mayor de casos de abuso no denunciados.

Benedicto XVI se convirtió en el primer papa en renunciar en siglos cuando lo hizo en 2013. Su mandato se vio ensombrecido por un escándalo mundial de abuso sexual en la iglesia Católica. Los recientes hallazgos de los investigadores ahora lo implican directamente en una falla en prevenir y castigar el abuso.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.