• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Resaltaron el rol de ciudadanos que han compartido sus experiencias en redes sociales y en medios comunitarios e internacionales.

Resaltaron el rol de ciudadanos que han compartido sus experiencias en redes sociales y en medios comunitarios e internacionales. | Foto: Reuters

Publicado 21 octubre 2019

La primera Escuela de Periodismo de la Universidad de Chile, tildó como poco ética la cobertura de los medios de comunicación frente a masivas movilizaciones que exigen la salida del presidente Piñera.

La Escuela de Periodismo de la Universidad de Chile, emitió este lunes un comunicado donde criticó duramente la cobertura y enfoque de canales de televisión abierta en el marco de las masivas protestas suscitadas desde el pasado viernes en el país.

LEA TAMBIÉN:

Chile en llamas: el neoliberalismo, herido donde nació

“Exigimos a los medios no hacer de esto un espectáculo y estar a la altura de lo que requiere nuestra patria en el contexto de un Estado de Excepción que transgrede libertades y derechos individuales”, indicó la Escuela de Periodismo del país suramericano.  

Desde el colegio universitario aseguraron que la justificación por parte de periodistas y líderes de opinión a las acciones ejercidas por las Fuerzas Armadas y los Carabineros, resultan negativas para la democracia de Chile.

Asimismo, resaltaron el rol de los ciudadanos que han compartido sus experiencias en redes sociales y en medios comunitarios e internacionales, donde han mostrado escenas de violencia brutal y vulneración de los derechos humanos silenciadas por los medios tradicionales. 

“Llamamos a los medios a cumplir con la exigencia ética y social que la profesión nos convoca, con un tratamiento plural y ético que no considere solamente las fuentes oficiales, sino a todas las voces”, aseveró la Escuela en su comunicado. 

En el documento instaron a los estudiantes y docentes de la casa de estudios a romper desde sus herramientas comunicacionales, la falta de rigor periodístico que privilegia el morbo y la entrega de la primicia, destacando que no puede ser tolerada en la función de los comunicadores, en una clara crítica al sensacionalismo predominante en las coberturas de la crisis.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.