Mostrar:
Autores:
Buscar:

Javier Tolcachier
Javier Tolcachier

Javier Tolcachier es investigador en el Centro Mundial de Estudios Humanistas y columnista de la agencia internacional de noticias con óptica de Paz y No Violencia Pressenza.

34 Notas publicadas

Notas recientes

En las elecciones primarias celebradas este domingo en Argentina, la fórmula Alberto Fernández- Cristina Fernández de Kirchner obtuvo un contundente triunfo. Con un 47.65%, la diferencia con la dupla oficialista Macri-Pichetto fue de más de 15 puntos porcentuales o casi cuatro millones de votos. 

La fábula es harto conocida. Un escorpión pidió a una rana que lo ayude a cruzar el río. Ésta, prevenida, se niega aludiendo al peligro de que aquél la pique en medio de la travesía. Lo cual finalmente ocurre, después que la rana contra todo buen juicio accede a transportarlo en su lomo. La rana, próxima a morir, inquiere:- “¿Cómo has podido hacer esto? Ahora moriremos los dos. -“Lo siento, dice el escorpión, es mi naturaleza.”

Se señala habitualmente como causas de migración a lo que sucede en los lugares de origen. Sin embargo, hay que añadir que la explotación capitalista en los lugares de destino también es una de las fuerzas que alientan el fenómeno.

En Argentina abundan hoy la pobreza y la indigencia y este deterioro social y económico tiene aristas sumamente dolorosas como las que comprometen a sus niños y jóvenes. 

Para apresar la dimensión del desafío comunicacional de la integración soberana de América Latina y el Caribe, debemos comenzar por el tema más elemental: la difusión. El grado de difusión depende en primera medida de las agendas mediáticas y las agendas dependen del interés de los propietarios de los medios masivos de comunicación y la internet.

El Humanismo Universalista propone una concepción dinámica de Ser Humano, cuya historicidad e intencionalidad características lo convierten en un ser transformador que, a través de su acción en el mundo, se transforma a sí mismo.

Es el ser vil, que obediente a la ley del más fuerte, velozmente transforma su porte de hombre seguro de sí mismo en lacayo servil.

La historia no sólo la cuentan los vencedores, según escribió George Orwell en Febrero de 1944. También intentan escribirla los que van a la zaga, para recuperar terreno y forzar sus objetivos.

Venezuela es un país cuyo pueblo y gobierno están bajo asedio. Prácticamente desde el mismo momento en que comenzó a desandar la vía bolivariana, asumiendo una indómita aspiración de emancipación del dominio económico y político de los círculos elitistas y de la visión dependiente de los intereses de Estados Unidos en el Caribe y América Latina. 

De fundamental importancia fue el amplio rechazo internacional al evidente intento de quiebre constitucional. Las posturas claras de China y Rusia, decisivas por su peso geopolítico económico y militar, fueron dirigidas directamente a Estados Unidos, advirtiendo sobre las nefastas consecuencias de su intervención.