Mostrar:
Autores:
Buscar:

Ilka Oliva Corado
Ilka Oliva Corado

Escritora y poetisa. Ilka Oliva Corado nació en Comapa, Jutiapa, Guatemala, el 8 de agosto de 1979. Se graduó de maestra de Educación Física para luego dedicarse al arbitraje profesional de fútbol. Hizo estudios de psicología en la Universidad de San Carlos de Guatemala, carrera interrumpida por su decisión de emigrar a Estados Unidos en 2003, travesía que realizó como indocumentada cruzando el desierto de Sonora en el estado de Arizona. Es autora de cuatro libros.

77 Notas publicadas

Notas recientes
Y vemos otro tipo de discriminación interna, la forma en que tratamos a los afro latinoamericanos o los Pueblos Originarios. 
No existe en Estados Unidos el sueño americano ni el sueño dorado, ni ningún otro tipo de sueño que no sea el del cansancio físico y emocional antes, durante y después de las extenuantes jornadas laborales que vive el indocumentado.
Las redes sociales ayudan si nosotros les queremos dar funcionalidad, tal es el caso de Evo que como misión, más allá de presidente, pero de ser humano, se ha propuesto mantener viva la Memoria Histórica colectiva, sin limitación de fronteras, él sabe que la patria es la humanidad
Es época de quietud, para interiorizarse y admirar en otros paisajes con distintos celajes y formas, lo privilegiados que somos por poder disfrutar de una estación que nos dice constantemente que todo cambia en la vida y que con los cambios aprendemos: dejamos ir, escribimos, borramos y volvemos a escribir nuestra historia personal y colectiva.

Vivimos diariamente en el trajín de un sistema que nos exprime cada vez más, que nos roba el oxigeno, extorsiona, manipula, violenta y nos controla; es el sistema del capital que tiene como objetivo hacer del ser humano un objeto incapaz de crear, pensar y sentir.

La izquierda latinoamericana debe reaccionar, dejar ese machismo rancio, dejar ese egocentrismo podrido y buscar la unidad, o hacerse a un lado completamente y no estorbar y dejar que quienes tienen la capacidad, las agallas y el amor a la tierra ocupen su lugar. 

Todo aquel que nació en época de las dictaduras o post dictaduras ha sido inyectado con el gen de la ignorancia y la desmemoria colectiva. Pertenecemos a la generación de la negación. Somos producto de un plan cimentado con esa finalidad: crear generaciones vencidas, chambonas, ineptas, ególatras, consumistas e insensibles. Unos peleles en toda la extensión de la palabra

América Latina, aunque los ingratos afirmen lo contrario, es rebelde y resiste.
Hoy Honduras nos dicta cátedra respecto a lo que en Guatemala es ser haragán y mantenido: el pueblo está en las calles, sin importar horarios, trabajos, hambre, cansancio, miedo. El pueblo está en las calles luchando por su libertad.
Un golpe de Estado ordenado desde Estados Unidos y ejecutado por la oligarquía, tal como sucedió en Paraguay y en Brasil; llevados a cabo por el Congreso y la Corte Suprema de Justicia.