• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
“Hoy les queremos decir que como organización hemos entendido que en este momento del proceso de lucha", reiteraron.

“Hoy les queremos decir que como organización hemos entendido que en este momento del proceso de lucha", reiteraron. | Foto: copingh.org

Publicado 3 marzo 2020


Blogs



La hija de la activista Berta Cáceres, denunció que las autoridades le impiden tener acceso al proceso judicial de la activista asesinada en 2016.

La coordinadora del Consejo Cívico de Organizaciones Populares e Indígenas de Honduras (Copingh) e hija de la lider asesinada Berta Cáceres, Berta Zúñiga Cáceres, reveló este lunes en un comunicado que el contubernio entre las empresas privadas que se dedican al despojo de los territorios y de los pueblos y el Estado, que contribuye a este despojo tienen una estructura  y estrategia creada para esconder a los criminales de su madre.

LEA TAMBIÉN:

Estado hondureño sigue en deuda por el crimen de Berta Cáceres

“Berta Cáceres fue asesinada por ser una mujer lidereza, una mujer indígena”, significó la joven y destacó igualmente el apoyo solidario concretado en acciones internacionales para tener una verdad que no ha sido reveleda del  todo al cabo de cuatro años del asesinato de la activista hondureña.

El pasado 3 de marzo de 2016, sicarios no identificados y presumiblemente vinculados a la Empresa de Desarrollos Energéticos S.A (DESA). irrumpieron en la casa de Berta Cáceres y la asesinaron por su activismo en contra de la explotación irracional de los recursos acuíferos.

Gracias a las palabras de los criminales se ha podido conocer de sus conexiones con funcionarios del Estado e igualmente se ha demostrado que recibieron el apoyo de la oligarquía hondureña con financiamiento internacional de bancos de desarrollo europeos. No obstante, ha faltado una posición más radical por parte de la justicia hondureña.

La coordinadora del Copingh, llamó a mantener la lucha contra las empresas que controlan el agua “porque sabemos que cualquier empresa que controla el agua controla la gente” y especificó que no sólo en los territorios indígenas y campesinos también en las ciudades; a la vez que insistió en continuar los esfuerzos por articular los discursos de resistencia con relación al tema.

Zúñiga Cáceres  manifestó la conexión de esta lucha con las de otros lugares del mundo, como los Mapuches y  en contra de las hidroeléctricas y proyectos que a veces convencen la opinión publica de que son buenos pero al final resulta que no.

“Hoy les queremos decir que como organización hemos entendido que en este momento del proceso de lucha, reafirmamos que nuestro verdadero camino es acompañar la lucha de los pueblos, para que no se repitan estos crímenes y para construir nuestro proceso soberano y autónomo”, agregó en el comunicado.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.