• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
 La organización calcula que la cifra de fallecidos pudiese ser mayor a medida que empiezan a identificarse cuerpos en las afueras de la ciudad.

La organización calcula que la cifra de fallecidos pudiese ser mayor a medida que empiezan a identificarse cuerpos en las afueras de la ciudad. | Foto: Twitter @DemocracyNowEs

Publicado 24 noviembre 2020


Blogs



Al menos 600 civiles murieron en una masacre cometida por fuerzas leales al Frente Popular de Liberación de Tigray.

La Comisión de Derechos Humanos Etíope (EHRC) denunció este martes que al menos 600 civiles murieron el pasado 9 de noviembre en una masacre cometida por fuerzas leales al Frente Popular de Liberación de Tigray (TPLF) en la localidad de Maikadra, en el oeste de la región de Tigray.

LEA TAMBIÉN

Gobierno de Etiopía da ultimátum a rebeldes de Tigray

En un comunicado, la entidad explicó la matanza fue obra de "un grupo informal de jóvenes conocidos como "'Samri", ayudados e incitados por miembros de lo que entonces era la administración local y las fuerzas de seguridad" de la localidad.

Agregaron que en la "policía local y los aparatos de seguridad policial unieron fuerzas con miembros del grupo Samri para asesinar a cientos de personas que ellos identificaron como de origen étnico Amharas y Wolkait".

"Si bien aún no es posible verificar el número exacto de muertos, heridos físicos y/o los que sufrieron daños materiales, los miembros del Comité de Entierro, creado después del ataque, testigos oculares y otras fuentes locales estiman que un mínimo de 600 (civiles) han muerto", afirmó la EHRC.

Esta masacre se produce cuando Etiopía lanzó una ofensiva para recuperar la región de Tigray, que es gobernada por la etnia tigray, que entró en conflicto con el Gobierno federal por un presunto ataque del TPLF a fuerzas oficiales del Estado.

La Comisión añadió que "que es probable que el número sea aún mayor",  al subrayar que el número de fallecidos era tan elevado y los cementerios tan limitados, que "el entierro duró tres días" en Maikadra, una localidad rural de la región etíope de Tigray (norte) próxima a la frontera con Sudán.

Días antes del ataque, cuando el Ejército etíope se aproximaba a la localidad, de entre 40.000 y 45.000 habitantes (tigriñas, amharas y wolkaits, principalmente), efectivos de la policía y una milicia local cerraron todas las salidas de la población.

Con anterioridad, representantes de la Organización de Naciones Unidas consideraron de "grave" la situación si se confirma que las muertes de civiles fueron actos deliberados.

De acuerdo con la ONU, varios testimonios confirmaron que miembros del Frente de Liberación de Tigray habían apuñalado a “decenas, probablemente incluso cientos de civiles”. a medida que empiezan a identificarse cuerpos en las afueras de la ciudad.

El Consejo de Seguridad de la ONU celebrará este martes su primera reunión sobre la guerra en la región etíope del Tigray. Más de 40 mil personas han huido hacia Sudán.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.