• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Debido a esta situación, el Gobierno acordó el pasado lunes un paquete de reformas y los Presupuestos de 2020, pero esto no ha menguado la apatía popular.

Debido a esta situación, el Gobierno acordó el pasado lunes un paquete de reformas y los Presupuestos de 2020, pero esto no ha menguado la apatía popular. | Foto: Agencia Anadolu

Publicado 22 octubre 2019

Los libaneses protestan contra los altos niveles de corrupción en el país y exigen la renuncia del Ejecutivo, encabezado por el primer ministro Saad Hariri.

Miles de personas volvieron este martes a manifestarse en las principales ciudades del Líbano, para rechazar la complicada situación económica en el país, que ha sido agravada con la incorporación de más impuestos a los ciudadanos en el proyecto de partida presupuestaria de 2020.

LEA TAMBIÉN:

Líbano anuncia medidas económicas tras oleada de protestas

Los manifestantes se concentraron en la plaza Riad al Solh de Beirut, punto de partida hacia la sede del Banco Central. Igualmente en Trípoli (capital), enarbolando consignas por la abolición del "Estado de Derecho bancario".

Por otro lado, un grupo de artistas libaneses se ha pronunciado respecto a la escaza cobertura de la televisión nacional sobre las masivas protestas, aludiendo que el ministro de Información Yamal al Yarrá, impide amplitud de cobertura de las jornadas.

Los impuestos y la retracción del Gobierno

Las protestas espontáneas comenzaron por reclamos económicos tras el anuncio de los nuevos impuestos para los ciudadanos, pero más tarde incluyeron la renuncia en pleno del Gobierno y del Parlamento.

Entre los nuevos impuestos está el aumento del IVA hasta el 15 por ciento en 2022 y un cargo de 20 centavos por día por el protocolo de voz sobre Internet (VOIP), una función en WhatsApp que permite a los usuarios hacer llamadas con una conexión a Internet en lugar de una línea telefónica. Esto también afectaba a otras aplicaciones de voz sobre IP como Skype, FaceTime o Hangouts.

Sin embargo, los impuestos fueron solo el detonante de una serie de reclamos por la situación general del país:  la deuda, el estancamiento del crecimiento económico del país y la falta de acceso de muchos libaneses a los servicios básicos.

Ante las protestas, el Gobierno tuvo que eliminar los nuevos impuestos del presupuesto de 2020, recortar los salarios de los funcionarios en un 50 por ciento, una contribución por parte de la banca de 3 mil millones de dólares para no aumentar el déficit del 150 por ciento del PIB o crear una ley que permita devolver al Estado el capital saqueado de las arcas públicas.

Además, se vio obligado a aprobar un presupuesto para 2020 que podría permitir miles de millones de dólares en donaciones internacionales prometidas.

Pero ninguna de estas reformas han calmado a la ciudadanía. Los manifestantes realizaron el lunes una huelga general y este martes cumplieron el quinto día consecutivo de protestas masiva. Ahora su reclamo se centra en la renuncia en bloque del Gobierno, al cual acusan de corrupción.

En este sentido, el primer ministro anunció la creación de la  comisión anticorrupción, en respuesta a las exigencias populares, para investigar a los casos de soborno, así como la ejecución de una ley para recuperar los fondos malversados, para lo cual piensan contar con abogados de la sociedad civil.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.