• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Las medidas podrían ser una estrategia para ganar el voto de los habitantes de los asentamientos judíos en los territorios palestinos ocupados de Cisjordania y Jerusalén Este.

Las medidas podrían ser una estrategia para ganar el voto de los habitantes de los asentamientos judíos en los territorios palestinos ocupados de Cisjordania y Jerusalén Este. | Foto: EFE

Publicado 15 septiembre 2019

El Ejecutivo autorizó el asentamiento, ya levantado sin permiso gubernamental, y anunció que permitirá su ampliación más allá de sus límites actuales.

A solo dos días de los comicios electorales en Israel, el primer ministro en funciones de ese país, Benjamin Netanyahu, aprobó este domingo la regularización y extensión de una colonia judía en Cisjordania ocupada, lo que podría ser un paso paso previo a la anexión de toda la zona.

LEA TAMBIÉN:

Irán rechaza vínculos en ataque contra planta de petróleo saudita

La oficina del primer ministro informó que se decidió "transformar la colonia salvaje de Mevoot Yericho, ubicada en el Valle del Jordán, en una oficial", sin embargo, la instauración definitiva llegará  "con el establecimiento del próximo Gobierno", lo que reafirma el anuncio hecho por Netanyahu la semana pasada, de que anexionaría el Valle si es reelegido.

Durante una reunión del Gabinete en el Valle del Jordán, el Ejecutivo autorizó el asentamiento, ya levantado sin el permiso gubernamental previo, y anunció que permitirá su ampliación más allá de los límites que hoy ocupa.

El fiscal general del Estado inicialmente se había opuesto a la medida, por considerar que podía ser propaganda política pero, de acuerdo con medios locales, este domingo retiró la objeción.

El Valle del Jordán, fronterizo con Jordania, constituye alrededor de un 30 por ciento del territorio cisjordano y tiene una población de aproximadamente 60 mil palestinos y solo 9.500 colonos judíos, acorde con datos de la Organización de Naciones Unidas (ONU).

Netanyahu dijo que la anexión de esta región será un paso previo "a la aplicación de la soberanía israelí sobre todas las comunidades (judías) de Judea y Samaria (Cisjordania)", incluidos los bloques de asentamientos y otras áreas que considera "esenciales" para la seguridad de su país.

Las medidas podrían ser una estrategia para ganar el voto de los más de más de 600 mil habitantes de los asentamientos judíos en los territorios palestinos ocupados de Cisjordania y Jerusalén Este, frente a las legislativas israelíes, en las que Netanyahu, tiene como principal rival al exjefe del estado mayor del ejército, Benny Gantz.

Respuesta palestina

Palestina, que ya se había pronunciado contra los intentos expansionistas israelíes, condenó que el consejo de ministros se celebrara en el Valle del Jordán, pues recordó una resolución de la ONU establece que todos los asentamientos establecidos tras la ocupación de 1967 son ilegales.

El portavoz palestino Nabil Abu Rudeineh acusó a Netanyahu de cerrar cualquier vía de negociación que permita la convivencia de ambos estados y apeló a la intervención de la comunidad internacional para "detener la locura israelí".

Varios funcionarios palestinos han considerado que de efectuarse los planes de Israel, el proceso de paz morirá.

“Dichos pasos, si se implementan, constituirían una violación grave del derecho internacional. Serían devastadores para el restablecimiento de las negociaciones y la paz regional, al tiempo que socavarían gravemente la viabilidad de la solución de dos Estados”, declaró el  portavoz de la ONU Stéphane Dujarric.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.