• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
Las celebraciones en espacios públicos debieron ser sustituidas este año por iniciativas desde las redes sociales, debido a la Covid-19.

Las celebraciones en espacios públicos debieron ser sustituidas este año por iniciativas desde las redes sociales, debido a la Covid-19. | Foto: PL

Publicado 13 mayo 2020


Blogs



Diversas iniciativas llaman a celebrar los 132 años de abolirse la esclavitud en esa nación y por el contexto se cambian las celebraciones presenciales por materiales audiovisuales y la publicación de manifiestos.

Con la realización de iniciativas que se adaptan al aislamiento preventivo que se promueve debido a la Covid-19, Brasil celebra este miércoles la llamada Fiesta del 13 de mayo, en referencia a la fecha que marcó, en 1888, la firma del decreto que abolió la esclavitud en esa nación.

LEA TAMBIÉN:

Corte Suprema recibe pruebas de coronavirus hechas a Bolsonaro

La Fundación Cultural, una de las instituciones organizadoras de la festividad en el municipio Uberaba, del estado de Minas Gerais, modificó su proyecto original de celebración por los 132 años de la abolición de la esclavitud.

En su lugar, han publicado en redes sociales diversos materiales audiovisuales sobre el tema, expresó la directora del Departamento de Acciones Culturales y Asuntos Afro, Elisabete Cardoso Nascimento.

También por la efeméride, el Canal Brasil emitirá el documental inédito “La última abolición”, de la directora Alice Gomes, que propone un análisis histórico de los movimientos abolicionistas, discute el protagonismo de los esclavos en la lucha por la libertad y el papel de los quilombos (afrobrasileños) en el proceso de emancipación.

Debido a la imposibilidad de realizar actos públicos, instituciones culturales de Apucarana, municipio del estado de Paraná, publicaron esta semana el manifiesto “Una buena reflexión sobre el 13 de mayo”, de Carlos Alberto Figueiredo, director general del Movimiento Apucaranense de Conciencia Negra (Macone). 

El texto defiende que hay dos países: “El Brasil ideal y el Brasil real que es el excluyente, que deja al margen a más de la mitad de su población negra”, casi el 60 por ciento en una nación de más de 200 millones de habitantes.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.