• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
Varias organizaciones ambientalistas advierten que la cifra de los elefantes muertos asciende a unos 400 paquidermos.

Varias organizaciones ambientalistas advierten que la cifra de los elefantes muertos asciende a unos 400 paquidermos. | Foto: Reuters

Publicado 2 julio 2020


Blogs



El Gobierno de la nación africana descartó que la causa de muerte de tales animales se debiera a la caza furtiva.

Este jueves más de 270 elefantes murieron en el delta de río Okavango en Botsuana por causas desconocidas, según un reporte del Ministerio de Medio Ambiente, Recursos Naturales, Conservación y Turismo de la nación.

LEA TAMBIÉN:

Expertos hallan por primera vez exoplaneta con núcleo expuesto

Aunque el Gobierno de la nación africana descartó que la causa de muerte de tales animales se debiera a la caza furtiva, las autoridades aún no identifican la razón exacta que originó el suceso.

"Los cadáveres han sido hallados en caminos y han muerto en decúbito esternal, lo que sugiere una muerte rápida y repentina", informó la organización Elephants Without Borders, la cual manifestó que el Estado ha rechazado su apoyo para la investigación del caso.

Varias organizaciones ambientalistas advierten que la cifra de los elefantes muertos asciende a unos 400 paquidermos y el lugar del deceso se ubica cerca de los pozos de agua.

"Esto es un desastre y no estamos obteniendo ninguna respuesta", compartió en la red social Twitter un grupo protector de los animales denominado Xpose Trophy Hunting.

La cartera de Medio Ambiente en Botsuana manifestó que "las investigaciones en torno a las muertes no explicadas de elefantes siguen en marcha" y que se han enviado muestras a Canadá, Sudáfrica y Zimbabwe para esclarecer lo sucedido.

Aunque las autoridades sospechan que los paquidermos murieron por la enfermedad bacteriana conocida como ántrax, "los resultados de laboratorio no han confirmado nada", según el miembro del Departamento de Fauna Salvaje y Parques Naturales,  Dimakatso Ntsebe.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.